Sobre la costa del mediterráneo, entre el río Llobregat y Besós, Barcelona se arraiga gracias a una fuerte patrimonio cultural que trasciende fronteras. Además de las raíces innatas, en Barcelona se combinan el urbanismo, la arquitectura, la naturaleza y la vida nocturna por lo que alquilar auto en Barcelona será la mejor opción a la hora de visitar los enclaves más importantes.

Podrá apreciarse la Sagrada Familia, obra de Gaudí, que aún no está terminada; la Casa Milà (La Peedrera) y la Casa Batlló, ambas ubicadas en el Paseo de Gracia, una de las avenidas del centro de Barcelona que alberga gran cantidad de tiendas y hoteles.

El Arco del Triunfo, el Parque de la Ciudadella, la Plaza Catalunya, la Rambla, la Boqueria “Mercado de San José”, la Catedral de Barcelona, la Torre Agbar, la Plaza de Sant Jaume, el Parque Güell y el Monumento a Colón son otros de los tantos sitios que deben estar apuntados en todo itinerario de las familias que quieran conocer los lugares más emblemáticos de la ciudad.

Barcelona también es famosa por su gran oferta en discotecas y lugares de espectáculos nocturnos, como Shoko, Cocoa Mataró, Pacha Barcelona, City Hall, Sala Bikini, Opium y Titus Carpa, entre otros. En sus respectivas páginas web se puede obtener información sobre su estilo de música, platos, bebidas, ubicaciones, precios y horarios.

Para llegar a la ciudad por otra vía que no sea ni aérea, auto o micro desde Madrid,  el Ave Barcelona Madrid es el tren de alta velocidad que permite a los turistas pasar de la capital española a Barcelona en menos de tres horas.