En el marco de la feria vitrina turística de Colombia, se estableció un nuevo régimen aéreo que permitirá unir Buenos Aires y Bogotá a través de 21 vuelos semanales reemplazando a los cuatro actuales. Por su parte se acordó que cada nación tendrá “quintas libertades” por lo que podrán utilizar la ruta aérea para ir más allá del destino preestablecido por lo que Bogotá también podría ser una escala de un viaje más extenso.

El ministro Santos destacó que también “se podrá unir con un vuelo directo un destino del interior colombiano con uno del interior argentino” y agregó, “es un hecho innovador que tiene que ver con nuestro trabajo por el federalismo, que va en línea con la posibilidad que hoy tienen 12 provincias del país de operar vuelos (sin pasar por Buenos Aires) de egreso e ingreso hacia y desde el exterior”.

Durante 2019 se incorporará otro destino del interior de ambos países -en vuelo diario- “y la idea es que año tras año se vaya agregando uno nuevo para que pueda existir una conexión plena y multidireccional entre ambos países”, agregó.

Los negociadores argentinos fueron, además de Santos, el embajador del país ante Colombia, Marcelo Stubrin; el jefe de gabinete del Ministerio de Transporte, Pedro Sorop; el administrador Nacional de la Aviación Civil (ANAC), Tomás Insausti, y el asesor de conectividad del Ministerio de Turismo.

De esta manera, las nuevas conexiones sudamericanas potenciarán significativamente el turismo recíproco entre Colombia y Argentina. Y una de las perlas que ofrece Colombia es Bogotá, la cual podrá recorrerse gracias al inigualable servicio de alquiler de carros en Bogota.