Es una de las zonas con más diversidad geográfica del país y uno de los destinos turísticos más visitados.  Tanto por excursiones escolares, vacaciones familiares o escapadas por feriados, el Eje Cafetero recibe visitas constantes de turistas colombianos.

Ya el viaje por las carreteras es un disfrute en sí debido a las vistas panorámicas. Y ser el símbolo del café colombiano hace de esta región un clásico para el turismo nacional.

Llegar al Eje Cafetero es entrar al corazón de Colombia, al trabajo campesino, a las poblaciones más bonitas de la región andina, con riquezas naturales magníficas. Y como está localizado entre las tres ciudades más importantes de Colombia, que son Medellín, Bogotá y Cali, tiene una gran ventaja en el sector turístico, ya que los viajeros tienen el acceso facilitado debido a esta localización.

En un viaje hacia el Eje Cafetero se hace indispensable visitar los parques temáticos de Quindío, el Parque del Café, Panaca y también las fincas cafeteras, donde se muestran los procesos del grano del café desde la siembra hasta el producto final.