Colombia festeja el crecimiento en el sector turístico, que ya pasa a ser el segundo generador de divisas. Fuentes de la Anato (Asociación Colombiana de Agencias de Viajes y Turismo) atribuyen este crecimiento a la adición de destinos nacionales en los paquetes de viajes de los turistas internacionales.

Guaviare, Caquetá y Putumayo, por ejemplo, son los llamados ‘destinos emergentes’, desconocidos inclusive para los propios turistas colombianos, y están siendo incluidos en el recorrido de paquetes turísticos, fortaleciendo la región y transformado al país en un destino de interés mundial.

Hay otras regiones colombianas que ya están en la mira de la Asociación Hotelera y Turística del país para ir agregando a la lista de regiones que tanto turistas locales como extranjeros pueden conocer y disfrutar a pleno.

Ese trabajo no es sencillo, puesto que en primer lugar será necesaria la capacitación del sector además de hacer inversiones en la infraestructura y de combatir la informalidad.

Sin lugar a dudas, agregar nuevos destinos a la lista de los destinos populares y conocidos por locales y extranjeros coloca a Colombia en una posición privilegiada para el sector turístico.